Manifiestos

Contando las 53 Semanas con Sindel - No. 43

 Palabra 43 de 53 -  Madre

Solo podía sentir el olor a carne viva, y las tripas aullaban desde mi pútrido estómago.
Malena… ¿Eres tú? - Un alarido escalofriante fue todo lo que pudo salir de su boca.
Mientras devoraba su angelical rostro, me estremeció el recordar cuanto la amaba. - Adiós, Madre. -
El silencio y el tiempo se habían congelado en el Apocalíptico Zombie.